Cine (O)culto: QUIERO LA CABEZA DE ALFREDO GARCÍA


Sin duda alguna, y dejando de lado a Grupo Salvaje, se puede afirmar con contundencia que Quiero La Cabeza De Alfredo García es la película que mejor representa el mundo hosco y sucio donde se movía Sam Peckinpah. En ella, el Sanguinario Sam despliega toda su maquinaria de hacer cine y nos presenta una historia de perdedores, referente constante en su filmografía, que buscan una última jugada que consiga darle un sentido a sus miserables vidas. En este caso, estos están representados por el gran Warren Oates, habitual del director, que tiene aquí el papel de Bennie, un desencantado pianista de cabaret fronterizo, que encontrará en la búsqueda de la cabeza de un pobre desgraciado el camino hacia su salvación, la cual tiene forma de mujer, Elita, prostituta y compañera de viaje.

Sangrienta, brutal y lírica por momentos, este descenso a los infiernos, de ese alcoholizado pero genial poeta de lo sórdido que fue Peckinpah, fue el último guión que firmó. En él, se ven retratados todos los temas recurrentes de la filmografía del director como la violencia que reside latente en la sociedad, la podredumbre moral o la amistad más allá del amor. Destacable también el comportamiento de la protagonista, a la cual se le dota de cierto aire de deslealtad y de falsedad, como a casi todos los personajes femeninos de la obra del director, motivo por el cual siempre se le tachó de misógino.

Estamos ante una gran obra, cumbre de las road movies y filme de culto con todo merecimiento.

En LokoFanzine te dejamos indicado el camino que lleva hasta donde se esconde en la red con el objetivo de que disfrutes saboreándola plano a plano, tiro a tiro. LokoFanzine no se hace responsable del mal uso que pudierais darle y os aconseja que os compreis la original si la encontrais.


"QUIERO LA CABEZA DE ALFREDO GARCÍA" (Sam Peckinpah)

1 comentarios:

  Alejander

viernes, 20 de agosto de 2010, 13:43:00 CEST

Peliculón desos que se te sale el mojón.

Me quedo con la escena del cementerio.

musa telita. Gracias Loko!